Sobre ‘Trenque Lauquen’ de Laura Citarella con Laura Paredes

Sobre Trenque Lauquen
'Trenque Lauquen' de Laura Citarella, fue una de las mejores películas del 2022 en todo el mundo. Después de su paso por varios festivales de cine, pudo verse en la Sala Lugones y en la sala del Malba.
¡Ayúdanos compartiendo nuestro contenido!
Sobre Trenque Lauquen

Sobre Trenque Lauquen ya se encuentra en la página, una reseña del momento de su exhibición en el Festival de Cine de Nueva York 2022. También un diálogo con muchas ideas con la directora, Laura Citarella. Y otro dialogo con la actriz y co guionista, Laura Paredes. Esta crónica pretende dialogar con todo lo anterior y a su vez informar al lector que el 5 de marzo, puede verse la peli en la Sala Lugones en Avenida Corrientes de CABA o en sala del Malba.

(Por último, un anhelo personal : me propongo escribir en 2023 sobre la productora de cine argentina “El Pampero” de la cual la directora es componente esencial junto a las otras tres patas de la mesa: A. Moguillansky, A. Mendilaharzu y M. Llinás. A mi modo. Contar lo que vi, intentar recorrer el inabarcable arcón que cuentan estos “hacedores”.  Borges, el juego, la provincia de Bs As, la búsqueda del tesoro entre mapas, pueblos, lenguas extranjeras y música a lo Hitchcock, etc.)

Ahora sí, Trenque Lauquen.

|Te podría interesar: CRÍTICA DE ‘TRENQUE LAUQUEN’, DE LAURA CITARELLA CON LAURA PAREDES

Laura Citarella. Obra misteriosa y grande. Poderosa.  “Pampera”.

Una aproximacion a una obra que se mueve en la memoria:  Sin ver el resto de cosas «del pampero», escribir sobre Trenque Lauquen es arduo. Falta el contexto. La gramática que da reglas a una lengua. Noticieros que cuentan de la inflación. El Racing de Fernando Gago. Llevar y traer de colegios. Hacer las compras. Intentar usar el teléfono y no que el teléfono me use a mí. En medio de eso, películas así. Escribir sobre películas así en unos breves párrafos, es querer hacer cosas imposibles como escribió Gustavo. “Words, don t come easy to me” decía otra canción. Son las 17.45 horas de un viernes de febrero. Raro usar campera en febrero, llueve y hace frío. Me gusta el frío. Me encuentro con Marta en la puerta, llevo dos cafés calientes que subimos hasta la sala Lugones.

Veo a la directora en la puerta de la sala Lugones. Le digo que vi su mediometraje de la chancha que tiene cría en la pandemia en una función del Apache Cineclub. Una tarde antes de la pandemia conocí el espacio aquel, hubo unos choripanes en la terraza y se podía charlar sin protocolos. Se ve que me registra de aquella vez, me sonrió preguntándome con la mirada de donde me conoce. Entramos, la sala concurrida y con expectativa, apagan las luces.

|Te podría interesar:  «ME INTERESA FILMAR LAS MISMAS PREGUNTAS SOBRE EL CINE Y ENCONTRAR DIFERENTES RESPUESTAS», LAURA CITARELLA, DIRECTORA DE ‘TRENQUE LAUQUEN’ (NYFF60)

La directora dijo antes de empezar que es una “película de detalles” la que veremos y que está dedicada a la ciudad de Trenque Lauquen, de donde ella es oriunda.

Esta Ingrid a su lado, la productora. Ambas son jóvenes. Después de dos horas y de concluir la primera parte, la gente fue en masa al baño o a prender el teléfono celular. Yo me quedo mirando la pantalla, escuchando la música hipnótica de los títulos de G. Chowjnick, habito por unos segundos largos la magia del cine.

Se produce este diálogo: «Es buena la película» – dice Marta; «Es extraordinaria» – respondo yo.     

Querer hablar de «Trenque Lauquen» y contar su trama es como ver un cabezazo de Martín Palermo en el año 1998 con la remera de azul y amarilla, nro 9 y creer que por eso solo, ya logramos saber bastante en la historia del club atlético Boca Juniors.

La película de Laura Citarella, es algo así como una sinfonía.

También es un rompecabezas de ideas.

Algunos troqueles:

La directora Laura Citallera actuando en Trenque Lauquen
  • El doppelganger

La dirige una Laura, la escriben dos Lauras, la directora de arte se llama Laura, la protagonista femenina del film se llama Laura.

Hay dos novios, dos huevos fritos, dos partes interrelacionadas, dos finales, dos misterios enormes a ser resueltos en cada una de las partes que componen este doble programa, está la mutación de un triángulo dos hombres y una mujer en otro triangula, de tres mujeres y hay dos voyeurs,

Tom queda ciego por ver a Lady Godiva en la leyenda y la propia Laura queda ciega al final de rumbo en la inmensidad de la pampa húmeda.

  • El cuadro de Escher

Trenque es un cuadro de Escher. Un pueblo, una bióloga, cartas escondidas entre páginas de libros olvidados en bibliotecas públicas olvidadas de pueblos, notas escritas en parabrisas, escaleras que suben y bajan a la vez, un infinito circular, es el chizzo de la Renga cantando “el final es donde partí”, un gaucho haciendo un truco de magia en una pulpería de choborras, un extraterrestre anfibio que se metamorfosea en un humano femenino y come flores amarillas en el altillo de una casa de una ciudad de la Provincia de Bs As. Es calentura que nunca se concreta en pantalla pese a lo que se dice en pantalla porque el amor parecería algo más del cerebro que del cuerpo en este universo.

  • Words don t come easy

Las melodías pop de los ochenta. La voz de Andy Bell cantando drama con alma y vida mientras Gerardo lo escucha en un aparato de doble cassetera y cd que fue el primero de la ciudad de Mercedes.

 La locura, el tema real de lo que quiere hablar la directora. Trenque Lauquen habla de como una persona va entrando despacito en la alienación mental. Le pasa a Laura, le pasa a la docente Carmen Ozuna, le pasa a Ezequiel el novio final, le pasa a la propia película que enloquece.

|Te podría interesar:  «CON LAURA CITARELLA SIEMPRE ESTAMOS INVENTANDO TEORÍAS SOBRE TODO», LAURA PAREDES SOBRE ‘TRENQUE LAUQUEN’ (37MARDELPLATAFF)

¡Que actuación de Laura Paredes!  Dos mujeres adultas, enamoradas, que viven en el medio del campo, ponen a todo volumen “words dont come easy”, se las ve bailar y en off se nos cuenta que siempre anda por Trenque escuchando esa única canción en la radio. Sólo eso. Laura las ve escondidas bailar, llenas de complicidad. El amor.

Es una voyeur, es Tom viendo a Lady Godiva, es Kyle Mclagham en el ropero en la pieza infernal de terciopelo azul, somos nosotros mirando deslumbrados.

  • Serpiente

La película se repliega sobre sí misma, es una serpiente que se enrolla previo a saltar y morder. Es Borges, mostrando como suceden a la vez en Roma una traición al general de la legión a cargo de Marco Craso y a Jacinto Chiclana en una pulpería de Palermo viejo antes que sea zona de cafés con turistas con celulares brillosos en sus palmas de las manos. Trenque Lauquen es una mujer hermosa desnuda andando en un caballo blanco, llena de valor.

Es el deseo estéril de Rafael de encontrar a su novia, en el principio de la primera parte y de aceptar que no lo podrá hacer porque hay fuerzas más grandes que nosotros.

Trenque Lauquen es algo que sólo muchas cabezas genias pueden hacer, un papel que dice “Adiós Adiós, Me Voy, Me voy”.

 Suena con la tristeza alegre de una canción del grupo Suarez:

Tócala de nuevo Sam, seguí filmando así Laura, cantala de nuevo desde donde estés Rosario:

“Adiós, adiós
Me voy, me voy.

Sigo remontando río arriba
En un barco que en la proa
Lleva el nombre de tu nombre
Río Paraná

Cambió, cambió, cambió
Cambió, cambió, cambió
Río Paraná
Río Paraná
Río Paraná

Mejor, mejor
Jamás, jamás

Sigo remontando río arriba
En un barco que en la proa
Lleva el nombre de tu nombre
Río Paraná

Siguió, siguió, siguió
Siguió, siguió, siguió

Sigo remontando río arriba
En un barco que en la proa
Lleva el nombre de tu nombre
Río Paraná

Cambió, cambió, cambió

Cambió, cambió, cambió
Río Paraná
Río Paraná
Río Paraná
Río Paraná”

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *